Una madre de 98 años de edad decidió trasladarse a un asilo de ancianos para cuidar a su hijo de 80 en Liverpool, Inglaterra.


Se trata de Ada Keating, quien se mudó a la misma casa de Moss View en Huyton, donde fue internado en 2016 su primogénito, Tom, debido a que necesitaba atención médica adicional.

Según relata el Daily Mail, ambos son inseparables y han compartido toda la vida, ya que Tom jamás se casó y nunca se fue de la casa.

“Una nunca deja de ser madre”, señaló la mujer al rotativo británico y agregó que el cambio le permitirá “decirle buenas noches a Tom en su habitación y en las mañanas le diré buenos días”.

Foto: dailymail
Foto: dailymail

Por su parte, Tom reconoció que Ada “a veces me dice ‘compórtate’, pero es muy buena cuidando de mí”.

Ada y su último marido Harry tuvieron cuatro hijos: Tom, Barbara, Margi y Janet, pero esta última murió a los 13 años.

Antes de su retiro, Tom era pintor y se dedicaba a ser decorador para constructoras, mientras que Ada era auxiliar de enfermera.


Voz Ciudadana Chile en facebook
Compartir
Felipe Henríquez Ordenes

Zurdo, DDHH. Ateo BRAVO. En la búsqueda de la verdad y justicia. Autor de los Retazos de la Memoria Chilena.

Twitter: @PipeHenriquezO – Correo Electrónico: fhenriquez@vcc.cl

Loading...