El Congreso de Perú aprobó el jueves por amplia mayoría el uso de la marihuana con fines medicinales, una prolongada demanda de organizaciones civiles que ya recurrían a los componentes de esta planta para aliviar dolencias de familiares.


“Hoy aprobamos el uso del cannabis medicinal. Todos los grupos parlamentarios (estamos) pensando en las personas que lo necesitan para su tratamiento”, escribió en Twitter el presidente del parlamento, Luis Galarreta, al término de la sesión.

La norma modifica el Código Penal para liberar de sanción la posesión de cannabis con fines medicinales. Va ahora al poder ejecutivo, uno de los promotores de la iniciativa, para su promulgación.

Si bien la propuesta fue aprobada por amplia mayoría, generó un amplio debate debido a que Perú es el segundo mayor productor mundial de hoja de coca, insumo clave para la cocaína, y libra una prolongada lucha contra el narcotráfico.

Varios especialistas e impulsores de la propuesta aclararon que no se trata de consumir la marihuana, sino de extraer de ella sus componentes medicinales para atender algunas dolencias específicas.

Perú es uno de los últimos países del continente en aprobar el uso medicinal de la marihuana.

Uruguay se convirtió en 2013 en el primero en dar una ley que permite el cultivo de marihuana para autoconsumo en el hogar y la formación de clubes de cultivadores para plantar de forma cooperativa.

Desde entonces, varios países latinoamericanos avanzan en legislaciones similares, mientras México, Colombia, Chile y Argentina aprobaron leyes que autorizan el cultivo y uso de la marihuana con fines medicinales y científicos.

Petición de los pacientes

“La ciencia está de nuestro lado, la corriente regional está de nuestro lado. Que nuestros temores no nos paralicen (…). No se trata de terreno desconocido. Hay experiencias de uso en muchos países de la región”, dijo por su parte el legislador oficialista Alberto de Belaunde.

El gobierno presentó la propuesta en febrero, tras las demandas de un grupo de madres cuyos hijos afrontan enfermedades graves, cáncer y epilepsias con fuertes convulsiones y que, ante la ausencia de medicamentos para aplacar sus dolores, habían decidido elaborar por cuenta propia un aceite con componentes de cannabis.

En aquella época, la policía intervino una vivienda donde se encontraba su laboratorio, plantas e insumos para elaborar el aceite.

Varias de las madres fueron procesadas por la fiscalía, pues en Perú la marihuana estaba íntegramente prohibida.

De Belaunde propuso que todas las personas que prepararon por cuenta propia el aceite de cannabis para sus hijos sean excluidas de procesos penales.

La legalización de la marihuana© AFP Anella RETA

“Ésta es una alegría académica. Hemos tenido mucha información que no era precisa sobre el cannabis. Esta es una reivindicación y redescubrimiento de una planta medicinal”, declaró Pedro Wong, representante del Colegio Químico Farmacéutico del Perú, a la radio RPP.

Lamentó que la ley solo incluya a laboratorios farmacéuticos e instituciones públicas y no a asociaciones de pacientes, que fueron las que promovieron la reforma y que pedían ser incluidas como productores.

“Los pacientes lo están usando y produciendo clandestinamente. La idea es que formalicen su actividad”, agregó Wong.

Registro de usuarios

La nueva norma autoriza el uso informado, la investigación, importación y comercialización del cannabis y sus derivados con fines medicinales y terapéuticos. También la producción y el abastecimiento de insumos para la investigación.

El ministerio de Salud creará un registro reservado de pacientes usuarios del cannabis medicinal y otro de importadores.

El especialista Wong aseguró que, según la evidencia científica, el cannabis es efectivo para tratar el dolor crónico, síntomas de rigidez muscular por esclerosis múltiple -una enfermedad que no tiene cura- y las náuseas y vómitos por quimioterapia.

En el caso de la epilepsia refractaria, hay evidencia de efectividad, pero aún no es concluyente.

“No es un favor el legalizar el cannabis medicinal. Es un derecho, estamos hablando de derechos humanos”, escribió en Twitter Francesca Brivio, quien asegura que el uso del aceite de la planta le permite controlar los intensos dolores abdominales por la mastocitosis sistémica que padece.


Fuente: AFP


Voz Ciudadana Chile en facebook
Compartir
Felipe Henríquez Ordenes

Zurdo, DDHH. Ateo BRAVO. En la búsqueda de la verdad y justicia. Autor de los Retazos de la Memoria Chilena.

Twitter: @PipeHenriquezO – Correo Electrónico: fhenriquez@vcc.cl

Loading...