Cuando se cumplen veinte años de la muerte de la princesa Diana de Gales en un accidente de tráfico ocurrido en París, la cadena HBO estrenó un emotivo documental de su vida, contado por sus propios hijos: Harry y William.


Un hecho que acaparó las portadas de todo el mundo y del que no se ha dejado de hablar aun dos décadas después. Las imágenes de los príncipes Harry y William, entonces con quince y doce años, presidiendo la comitiva fúnebre por las calles de Londres ha quedado grabada en la memoria de muchos. Y ahora son ellos, sus hijos, quienes protagonizan un documental producido por HBO y del que acabamos de conocer las primeras imágenes.

En Diana, Our Mother: Her Life and Legacy («Diana, nuestra madre: su vida y legado»), emitido por HBO la noche del 24 de julio, mostró la parte más privada de la vida de la princesa del pueblo.

Tomando como base conversaciones con sus dos hijos, el documental trazó las líneas que definieron la vida de Diana y su legado posterior en materia humanitaria. Esta es la primera vez que los príncipes hablan juntos públicamente de su madre, y lo hicieron de una forma muy emotiva.

Un buen ejemplo son las palabras de Harry: «Era nuestra madre. Aún es nuestra madre. Y como hijo digo que era la mejor madre del mundo. Nos llenó de amor, eso es seguro».

En este momento tan profundo y doloroso del documental, los dos hermanos tratan de transmitir al espectador la visión íntima y privilegiada que ellos tienen de Diana como madre. “Ella intentaba darnos una infancia normal. Nos colaba en sitios de comida rápida y en el cine, escondía chucherías en nuestra ropa para que no nos pillaran y nos llevaba de paseo en su BMW vintage con Enya puesto en la radio.”

Para Harry, “Diana era totalmente una niña” y le gustaba divertirse y gastar bromas. “Puedes ser tan travieso como te apetezca, siempre y cuando no te pillen” le decía Lady Di a su hijo pequeño entre risas. Uno de los momentos más divertidos que ambos recuerdan fue cuando Diana decidió gastar una broma a William y reunió en su casa a las supermodelos de la época. Allí estaban Naomi Campbell, Cindy Crawford y Christy Turlington cuando el pequeño volvió a casa del colegio. “Creo que simplemente me caí por las escaleras de la vergüenza y la sorpresa” dice el Duque de Cambridge entre risas.


Voz Ciudadana Chile en facebook
Comenta esta entrada con tu cuenta de facebook